Radio de los 60s

domingo, 29 de noviembre de 2015

Mi artículo de la seman

La patrie est en danger



En los 90s se organizó, con éxito, la reclamación de la presencia ciudadana en las tomas de decisiones que afectan nuestra cotidianidad. Cumbre tras cumbre, los “magnates” participantes han tenido que soportar la reivindicación y  las molestias. No podremos hacerlo en esta Cumbre del clima de París ( COP 21), cuando los resultados obtenidos por las cumbres precedentes no han sido capaces de calmar la cólera del planeta y los efectos de las amenazas son cada vez más palpables. ¿Razón?: la protección de los franceses contra los ataques terroristas. La patrie est en danger.


Los que defendemos al planeta y la presencia de los ciudadanos en las tomas de decisiones que nos afectan estamos perdiendo una batalla más, no la guerra, espero. El COP 21, se librará de los incomodos protestones por la aplicación del estado de emergencia, que permite el registro de locales, la detención o el arresto domiciliario de ciudadanos, sin mandato judicial alguno. Los motivos no son exclusivamente la lucha contra la amenaza terrorista, somos  una amenaza, así mismo los defensores del planeta o del control ciudadano en las tomas de decisiones de unos mandatarios que nos arrastran al abismo.
Los defensores de los activistas en defensa del planeta afectados explican bien la última afirmación en su “Carta abierta a Manuel Valls: “El 25 de noviembre, poco después de los atentados, su gobierno ha dado un paso más y ha impuesto arresto domiciliario a militantes en la defensa del medio ambiente y de derechos ciudadanos”
Antes de que se produjeran los atentados de París ya diferentes gobiernos franceses han desenterrado leyes para castigar a estos perfiles de militantes, que aunque sean pacifistas, están condenados por la etiqueta “antisistema”. Por poner un ejemplo, que hay muchos, el 29 de enero de 2011, siete militantes de Ganva, antinucleares pacifista, fueron condenados a un mes de prisión y a pagar una multa de 1000 euros, cada uno, por “obstrucción” al tráfico”. Hay muchos ejemplos en la UE y en otros lares y un buen ejemplar es nuestra Ley Mordaza,
De hecho, la Unión Europea ha puesto en marcha el proyecto GODIAC (Buenas prácticas de diálogo y comunicación como estrategias para controlar las manifestaciones en Europa), desde principios del milenio, en respuesta a la cada vez más creciente presencia ciudadana que reclama su presencia ante las cumbres.
Nadie controla a los mandatarios, así, recientemente, el presidente Hollande, mostró su satisfacción ante la propuesta de China, de iniciar el descenso de sus emisiones contaminantes a partir de 2030.


viernes, 27 de noviembre de 2015

Mi artículo de hoy

Carta a los candidatos que aspiran a representarme

Os veo, os escucho, intento comprenderos…, pero no veo, realmente, respuestas a la que nos está cayendo y a la que amenaza caer. No estamos donde estamos por casualidad; la mala gestión de quienes han ostentado nuestra representación, nos ha arrastrado a este abismo. Necesitamos coger al toro por los cuernos ya y esta campaña no lo está haciendo.


No me parecen tiempos para frivolizar y lo estáis haciendo, todos, en demasía. No habría razón para reproche si el abuso no estuviera tomando el espacio que requieren las respuestas a las amenazas que nos impactan. La “gran pantalla” está copada por la de la Yihad  y lógicamente, os expresáis sobre la nueva “cruzada” en respuesta de los atentados que ha sufrido París, convocada por Hollande. Os habéis expresado en pro y en contra y entre los primeros algunos reconocéis que las “cruzados” anteriores nos han llevado donde estamos: en efecto, las intervenciones en Afganistán, en Irak, en Libia o más recientemente en Mali, han destruido Estados que aún no han sido reconstruidos; un buen caldo de cultivo para el terrorismo islámico. No comprendo a los candidatos que se alían a la cruzada, pese a reconocer lo expuesto. Por desgracia no entiendo muy bien a los candidatos que se manifiestan, como yo, contra la cruzada, no veo un proyecto de gestión de la amenaza. Sí hay recetas, que sobrepasan sus competencias. ¿Cómo lo harían para protegernos? No basta con estar fuera de la Cruzada, tenemos bases desde la que esta opera y fuera de ella estamos más desprotegidos.
Creo que el tema requiere mucho debate, porque, en efecto, de aquellos polvos vienen estos lodos, porque las cruzadas son un negocio y porque también lo es el mantenimiento de Estados fantoche que permitan los atropellos que cometen las empresas “occidentales”, un buen ejemplo es la ocupación del norte de Mali, que mencioné en mi artículo “Civilización/Barbarie”, publicado en este mismo medio. Tenemos que atajar el mal de raíz si no queremos que siga creciendo y eso tiene un costo. De eso es de lo que tenemos que hablar.
Lo mismo ocurre con otros temas, como es el caso de Cataluña; los partidarios de la “cruzada” lo son de la indivisibilidad del Estado español y contra la celebración de un referéndum que pregunte a los catalanes si quieren o no independizarse. Hay candidatos que defienden este derecho, pero todos ellos se alinean en el mantenimiento de la unidad. Claro que el tema requiere un profundo debate. Hay muchas cosas que van mal en la implementación del modelo de España, como explicaba en mi artículo, publicado en este mismo medio “La España Invertebrada”. De aquellos polvos, vienen, también estos lodos.

Hay más, hay mucho más que los candidatos deberían tratar en sus campañas. No estamos en tiempos de chanzas y como ya he indicado, veo a todos muy dados al folklore y sin tiempo para plantear una gestión que limpie los lodos y los polvos. . 

miércoles, 25 de noviembre de 2015

Nuestra cita de los miércoles

La ola de frío afecta a los que vivimos en  Cádiz, pero el frío, como el hambre, es más soportable al sol.
Las casas no están preparadas, pacata minuta donde hay calor humano y donde uno se siente menos solo. En el tiempo que llevo aquí no me he encontrado más que una persona desagradable.
Por primera vez en mi vida voy a participar en una cita a ciegas. Ayer la ninfa que me atendía en una parafarmacia me preguntó dónde pensaba pasar la Navidad y cuando respondí que aquí, se puso triste porque interpretó que solo, pero pronto surgió una sonrisa esperanzada.
Me dijo conocer a una señora de ochenta tacos que también vive sola y que le encantaría presentarnos.
¿Por qué no?  Siempre que no sea mayor…
Cádiz es una ciudad tranquila y como os indicaba, vivo en una de las playas, un lateral y me basta con asomarme para verla desde la ventana. No me siento solo cuando veo, oigo y siento el mar y veo el sol, aunque, por desgracia, los edificios son tan altos que el apartamento en que vivo, aunque luminoso y con vistas, está siempre a la sombra. Todo él es un poco cochambroso, pero se puede vivir bien y tengo una habitación con dos camas y su baño.
Si te animas, bienvenido/a/dos
Esto vale realmente la pena y el frío de Cádiz, aunque húmedo, es muy soportable.
Lamento haber fracasado en mi oferta de voluntariado para motivar a personas de mi perfil  y ayudar a conseguir alojamientos accesibles. Te doy una idea de los precios mensuales en periodo invernal, en la playa. Un apartamento soleado, de dos habitaciones y mirando al mar, se puede conseguir a partir de 500, por 600 hay exquisiteces. Los precios incluyen los gastos de comunidad, que son elevados, tienen portero, en mi edificio 3. Poco a poco voy conociendo gente que está interesada en alquilar en invierno, puesto que en verano cobran fortunas. Sigo indignado con el despilfarro de estos recursos, playas en ciudad. Se tarda más o menos una hora, a pie, con Julen que me obliga a parar cada minuto para olisquear o hacer sus necesidades, para llegar al casco antiguo, se puede ir por la avenida o por la costa, playas y excelentes vistas a la bahía…
Bueno, pues hay muchos pisos que se quedan sin alquilar, negocios cerrados y Cádiz es la capital del paro. Estoy seguro de que hay mucha gente en el planeta, que podría hacer lo que hago yo, pero faltan canales que lo faciliten. Es un despilfarro y seguimos generando paro.
Bueno, es lo que hay. Yo lo intento, ya que no puede ser de otra manera, lo haré como individuo. Los gastos no son desmesurados, aquí los menús salen entre 7 y 10 euros y se pueden pedir tapas, que corresponden a lo que yo entiendo por media ración por dos euros y pico. También se puede negociar con dueños que tienen aún pisos vacíos…
Soy tauro y ya estoy creando mis redes, de cara a encontrar un apartamento más soleado y más barato, para el próximo invierno. Quizá pueda aportar mi pequeño granito de arena para parar el despilfarro. También me gustaría motivaros, no os cortéis para solicitar mi ayuda si queréis gozar de este privilegio.
Con respecto a la novela, sigo en ella, pese a que el editor me ha anunciado que no hay ventas, lo que pasa es que se me está complicando, quizá esté cayendo en la trampa de buscar la perfección. También hay otras explicaciones: paso mucho más tiempo en la calle, hablando con la gente y en tramas de citas a ciegas. Mañana iremos Julen y yo al Mercado de las flores, para comprar y lanzarlas, desde la Alameda, a la bahía de Cádiz, probablemente pasaremos gran parte del día en el Casco Antiguo.


domingo, 22 de noviembre de 2015

Mi artículo de hoy

Taula rasa

El miedo ha sido el mejor aliado de los partidos del orden, pero para mantener el poder, estos han llegado demasiado lejos en sus prácticas y en el terror: estamos amenazados, en nuestra cotidianidad, por terroristas dotados de instrumentos caros, sofisticados y mortíferos; el planeta está cabreado por el maltrato y las anomalías estacionales de este año no presagian nada bueno. Para colmo, los recortes, la corrupción y el correspondiente incremento de las amenazas. Esta vez se han pasado y la polémica sobre el reemplazo de las fuerzas de ocupación francesas en Mali  por las fuerzas española, es un ejemplo más de las discrepancias entre los conceptos del orden dentro de los poderosos y de la improvisación. No tenemos otro remedio que encontrar el nuestro.


Ya expliqué en mi artículo “Civilización/Barbarie” , publicado en este mismo medio, la barbarie de la descolonización francesa, al crear estados fantoche que permitan las tropelías de las empresas en unas excolonias muy ricas. También hay empresas públicas o semipúblicas, francesas y de otros Estados gobernados por partidos del “orden”.
Mali es un excelente ejemplo; no hay Estado y el norte, Azawad fue ocupado por un ejército de la ONU y entre otros por el francés, tras la reciente guerra de Azawad, con el argumento de limpiar la zona de bandas de extremistas islámicos. Han pasado los años y no hay signos de que, aparte de defender los intereses de las empresas que hacen su agosto en la región, entre ellas la francesa Areva. Aprovecho para corregir un error en el artículo citado, las mismas de uranio aludidas se encuentran en Arlit (Níger).
He tenido ocasión de conocer al represente del Movimiento de Liberación de Azawad, presentamos juntos “La cotidianidad de las poblaciones de Azawad y realmente me ha hecho comprender que estas poblaciones tienen un proyecto de Estado y que se lo presentaron a Francia antes de que ésta creara el Estado de Mali. La Francia republicana no los ha escuchado y tampoco los ejércitos ocupantes parecen, según testimonios que he recibido, parecen sensibles a los criminales ataques que sufren estos hombres y mujeres, por el mero hecho de querer organizarse en su territorio.
Es chocante, porque esa zona del Sahara es un tránsito de armas, terroristas y muerte, especialmente después de que la Francia Republicana decidiera eliminar a Gadafi.

No hacía falta esperar a que se cometiera el terrible atentado de Bamako, el ejército español no puede reemplazar al francés en un tinglado que ha montado la Francia Republicana-. 

sábado, 21 de noviembre de 2015

Los votos del miedo y la democracia

Los españoles estamos acostumbrados a votar bajo amenazas: de golpes de Estado, de atentados terroristas, de…añadamos la Troika o el cada vez mayor cabreo del planeta. Lo tienen muy bien los partidos del “orden” y así parecen mostrarlo los resultados de las encuestas de opinión. Parece mentira porque es precisamente ese “orden” el que genera la situación que nos amenaza, pero la “gran pantalla” no nos deja ver la evidencia.
Mis sinceras felicitaciones a Podemos de Villaviciosa, que ha ofrecido una charla que plantea de cara las raíces de una de nuestras amenazas:Pincha aquí y lo hacen precisamente el 20 de noviembre. Me siento orgulloso de mi tierra de adopción.

miércoles, 18 de noviembre de 2015

Nuestra cita de los miércoles

En estos días tan explosivos he vivido un conflicto, más bien con mi menda, y gracias a la buena gente, hoy salgo de esta planta baja en la que tengo que alumbrarme con luz eléctrica. No olvidemos que el casco antiguo de Cádiz está construido para proteger del sol. Mi vista y mis huesos no me permiten vivir aquí cuando hay apartamentos, mucho más baratos  y confortables en las playas de Cádiz, en temporada de invierno; veo una desde la ventana del apartamento en que me instalaré dentro de unas horas. Es un cambio de vida necesario para mi salud física y mental. No es que sea muy playero, pero si necesito el sol y la luz pasear por un paseo marítimo en el que siempre hay una perspectiva de océano que se pierde en el infinito, que me da mucha paz. Soy un privilegiado que tiene la posibilidad, de momento de vivir en dos del múltiple Cádiz. Espero transmitir, al menos algo en estas citas. En la próxima, un Cádiz muy diferente.
También está un yo diferente. La experiencia de la pasada etapa me ha hecho cambiar; nada de lo que proyectaba hacer ha funcionado y tengo que hacerme otros proyectos que me permitan asimilar lo que tengo y aprovechar al máximo mi inversión. Estoy esperanzado y en todo caso, acariciado por el sol y apaciguado por el océano.
Esta semana he publicado dos columnas, pero estoy a la deriva con la novela. No es que no avance, estoy profundizando en la intriga y desde luego, la última, como los proyectos que traía, está en proceso de transformación

domingo, 15 de noviembre de 2015

Ya se ha publicado el artículo de la semana

Pincha en siglo XXI  Pincha en La casa de mi tía

Mi artículo de hoy

Civilización/Barbarie


El atentado de París es una monstruosidad, pero no podemos afirmar que se trate de un ataque de la barbarie contra la civilización, porque los que lo hacen olvidan que lo que ellos mismos han hecho y siguen haciendo, es una monstruosidad y que de ella deriva el monstruo que nos amenaza. No existiría si la “civilizada” USA no hubiera utilizado a Ben Laden, si no se hubieran hecho las guerras del Golfo, si la Francia republicana  no hubiera creado Estados fantoche en sus antiguas colonias, si sus empresas, incluidas las públicas, no benefician de esta situación y violaran los derechos humanos que tanto proclama la Francia republicana, si…La monstruosidad no puede combatirse con la monstruosidad. Necesitamos planteamientos capaces de confrontar la situación.



No quiero ponerme bíblico, pero, el maquiavelismo es tan audaz que llama civilización a los recortes, a dejar morir o trapichear para negar del asilo político, o a las víctimas de nuestra descolonización y de la expoliación que practican nuestras empresas, así, los africanos, que tienen el privilegio de vivir en el continente más rico, tienen que huir de la miseria.
¿Cómo es posible que la Francia Republicana pueda permitir que su empresa Areva (actualmente semipública) explote minas de uranio  a cielo descubierto, sin protección para sus trabajadores, por ejemplo en Tessalit?  ¿Qué es, en Realidad la Francia republicana?
Se destruyó el régimen de Sadam Husein que había sido aliado USA o a Gadafi, que había sido aliado de las potencias “civilizadas” y especialmente del franco-republicano Sarkozy, por intereses particulares. Se dejaron espacios estratégicos vacíos de poder. La industria armamentista de esos Estados civilizados hace grandes negocios; el terrorismo es, asimismo un negocio.
Hablemos realmente de barbarie si queremos protegernos contra la que nos amenaza.


sábado, 14 de noviembre de 2015

Mi artículo de la semana

Carta a Julio Anguita

Mis sinceras felicitaciones por las palabras pronunciadas el pasado jueves en el marco de la presentación del libro Atraco a la memoria Somos muchos los que lamentamos la falta de unidad de candidaturas ciudadanas y que tememos una derrota más el 20D. Echo en falta, sin embargo una perspectiva que, a mi manera de ver, puede cambiar los vaticinios de las encuestas: si los ciudadanos viéramos una buena gestión en los poderes alternativos, los presagios de las encuestas podrían equivocarse una vez más. Esta mirada nos lleva a Córdoba, ¿por qué perdió IU esa alcaldía? Si hacemos un buen diagnóstico podría ser una buena terapia, para no cometer los mismos errores en las políticas de los actuales gobiernos alternativos.


Veo demasiado fatalismo en sus palabras. Yo no me resigno a acudir el 20 D al “muro de las lamentaciones” No sería así si los ciudadanos viéramos que otra gestión del caos que nos toca vivir es posible. La urgencia del cambio es cada vez más clara; no hace falta hacer campaña: los recortes de derechos ciudadanos, la incompetencia, la arrogancia y la avaricia de los poderes que tenemos son ya suficientemente persuasivos. Si hay pruebas de la solidez de los poderes alternativos, seremos capaces de quitarnos el miedo que nos han metido en el cuerpo con la deriva griega.
Señor Anguita; seamos positivos, esperemos a que nos toque llorar para hacerlo y reservemos nuestras fuerzas para evitarlo. ¿Por qué los cordobeses dejaron de votar a IU para su gobierno municipal? Creo que sería mucho más eficaz que hablara de eso,  que amenazar con su silencio hasta el muro de las lamentaciones del 21 D.
El drama del fraccionamiento de las izquierdas lo hemos vivido ambos a la largo de nuestras vidas, siquiera fuimos capaces de unirnos durante la dictadura, y los resultados aquí los tenemos. No todo ha sido negativo, por ejemplo, la movida del 68 cambió mentalidades, algo conseguimos, pero, lamentablemente afianzó a la derecha: en Francia cayó de Gaulle pero en las elecciones, el Gaullismo salió reforzado, en USA empezó el ascenso político del feroz neoliberalismo  (Reagan) y en España los que luchamos contra el franquismo no hemos parado de perder representación. Los laureles se los llevó un Felipismo que casi nadie había visto en la lucha contra el franquismo.

Tiene usted razón en denunciar la fragmentación y aprovecho para felicitar la iniciativa de IU de potenciar una plataforma ciudadana, pero creo que para hacerlo, IU tiene que empezar  por su propio diagnostica y dejar  clara la terapia que piensa utilizar para que no vuelva a ocurrir, por ejemplo, lo de Córdoba

martes, 10 de noviembre de 2015

Con las bombas que tiran los fanfarrones se hacen las gaditanas tirabuzones

La frase es un arma de doble filo;  lo positivo, que es mucho, se hunde en la arrogancia de Lola, Lolita, la Piconera ” y en el canto de la cigarra;  porque, cuando se cantaba esta copla, Cádiz iniciaba una decadencia que no ha cesado de agrandarse... Los tirabuzones  que se hacen las gaditanas y gaditanos con las metrallas; son bonitos, pero no sirven para frenar el despilfarro del potencial de Cádiz y de las gaditanas y de gaditanos para transformar el altísimo desempleo en pleno empleo. .


Es una leyenda con bases sólidas. Es muy creíble que hubiera gaditanas que reciclaran el plomo de las bombas que les tiraron los invasores franceses durante largos años. También es cierto que Cádiz fue el único territorio español que resistió a la invasión napoleónica y que, además fue cuna de la “Pepa” una excelente réplica española al proyecto para España de Napoleón Bonaparte.
Pragmatismo sentido del humor, eficacia y avance hacia un nuevo régimen. Recordemos que el rey impuesto por la dinastía Bonaparte era José I y la “Pepa” es la primera Constitución española. No solamente rompe con el invasor, sino con el antiguo régimen español que nos consideraba como “súbditos.
Todo eso es verdad, pero, en el imaginario se ha quedado incrustada la imagen de Lola la piconera, que es fanfarrona, que transforma a los gaditanos en cigarras, porque, los gaditanos, pese a las excelencias que he mencionado, perdieron la batalla, Así, desde entonces, el poderío de la ciudad ha disminuida y ahora encabeza el número de parados.
¿De qué sirve que las gaditanas se hagan moños con las metrallas si estos encantos no generan puestos de trabajo? N o es culpa de Cádiz o de los gaditanos; es culpa de la Piconera, cuya imagen se ha apropiado del riquísimo potencial que tienen Cádiz y las gaditanas y gaditanos que no admite sino el pleno empleo. ¡Qué distinto sería todo si la Pepa hubiera sobrevivido! No cometamos de nuevo el error de permitir que nos quiten esos pasos que pueden cambiar la historia, no caigamos en el cuento de la cigarra.

domingo, 8 de noviembre de 2015

No estamos solos

La acogida de mi artículo por Siglo XXI y por La casa de mi tía ofrece otra lectura del mismo. Hay complicidades, no estamos solos. Por otra parte, es un bálsamo para la autoestima y dinamiza la búsqueda de alternativas.

sábado, 7 de noviembre de 2015

Mi artículo de la semana

Porque no siento lo que tú sientes…


Las encuestas son estimaciones que admiten manipulación, pero las previsiones de voto en las próximas Generales que revelan las últimas publicadas, me inquietan. Los ciudadanos prefieren a los partidos del poder, que no se han recatado para exhibir sus miserias y su incapacidad para gestionar lo que nos toca vivir, frente a unos poderes emergentes que ofrecen alternativas. Yo lo vivo  así:


Todos queremos vivir y dejar huella, pero, desde la más remota antigüedad, se nos ha metido en un escenario de cosmos que surge del caos, por el orden que impone la batalla a muerte entre los poderosos;  elementos, dioses, poderes, que amenaza siempre estallar y que nos tiene atrapados. Son mitos que no nos dejan espacio, solamente hay personajes de poderosos y nosotros somos meros sufridores. Eso es el cuento desde la más remota antigüedad hasta la actualidad, sea en la cosmogonía griega, en los libros sagrados, en el Orlando Furioso o en la “gran pantalla”. No podremos entendemos mientras no desmontemos el cuento y tampoco podemos seguir como estamos.
Soy un “rebelde sin causa” y hay claros síntomas que indican que no soy el único; me fijo en los abstencionistas y en los que hemos votado lo que estimamos  “un mal menor”. No hay amor por la política y no saldremos del guion hasta que nos involucremos en la gobernanza de nuestra cotidianidad. No es cierto que el cosmos de los poderosos de la tierra o de los cielos sea nuestra única salida al caos, por el contrario, los intereses de aquéllos, nos arrastran al abismo. La crueldad está mucho más presente en la actualidad que en los mitos, textos sagrados o epopeyas
La rebeldía sin causa es una resignación tan perniciosa como el mito; seguiremos excluidos de los escenarios en los que se decide nuestro destino; solos no vamos a ninguna parte, tenemos que encontrar la causa y, desde luego no la encontraremos en una mera eterna rebeldía, porque, entonces nos iremos de este mundo sin habernos enterado de nuestro paso.
El cosmos es una entelequia, pero está compuesto de variables tangibles. Así, hay mecanismos de control de la gestión de los gobiernos locales emergentes y no estamos utilizándolos satisfactoriamente, a juzgar por los indecisos, abstencionistas o “seguidistas que reflejan los resultados de las encuestas de opinión.
Sin embargo los partidos del poder no reparan en gastos para mostrarnos la pésima gestión y el panorama que nos espera. Los poderes emergentes presentan otro panorama, pero, sinceramente, no he llegado aún a ver resultados que me apasionen.

Hay muchas causas, claro; los poderes manejan la gran pantalla y lo han dejado todo atado y bien atado; no lo tienen fácil los emergentes, pero sí tienen que tener claro que tienen que hacer llegar sus “buenas prácticas” en la gestión del caos que nos amenaza cada vez más.
La única vía, es activar recursos potenciales, empezando por la implicación de los cuídanos. Soy un convencido de que son más eficaces esos recursos que los dineros. Somos muchos, me repito, los que queremos implicarnos y en mi caso, me he ofrecido. Pasan los días y no he recibido respuesta: no se han establecido aún los canales de recepción. Están desbordado y caemos en la paradoja de no incorporar ayuda que podría activarlos.
Sigo siendo un rebelde sin causa y no me resigno. Tengo que encajar en alguna causa, porque no me resigno a pasar por este mundo sin enterarme de que he vivido

lunes, 2 de noviembre de 2015

La magia de Cádiz

Llegué, como previsto, el pasado jueves. No te lo había comentado, pero estaba muy deprimido y me he protegido en el cumplimiento de pequeñas metas, tales como la escritura de un artículo de opinión semanal y avanzar con mi sexta novela, pese a que no he visto aún signos de difusión de mi obra publicada. Era algo así como esto
El buen royito de los gaditanos ha abierto mis trabas; como por arte de magia se han esfumado mi soledad y mis angustias,  y el cumplimiento de mis metas ha dejado de pesarme y ahora lo busco, hasta el punto que me adelanto a mi tarea del miércoles, porque me apetece contártelo.
Verás; un ejemplo: No soy de flores , de cementerios, de acordarme de los muertos en días prefijados y esas cosas, pero ayer (Es la mejor imagen que he encontrado)  , pero sentí   mucho más fuerza y calma, también había trombas de agua, truenos y relámpagos, pero no es difícil encontrar refugio hasta que escampe y contemplar bien a gusto esa inmensidad con matices de grises, de amarillos, de azules, de marrones… y  personas que lanzaban ramos de flores a sus muertos. Me entraron ganas de hacerlo y pregunté dónde podía comprar flores... Es un placer preguntar a los gaditanos, ya he indicado los efectos sobre mí del  buen royito de los mismos. Casi todo está accesible, aún con las tormentas esas que anuncia la tele. Compré una preciosa rosa por 3 euros en el mercado de las Flores, me refugié de la tromba  en la terraza del hotel Las Cortes de Cádiz, almorzamos muy bien  mi perro y yo y me llevé  lo que quedaba para la cena de Julen, por nueve euros, mientras caía la tromba  ha pasado un marroquí vendiendo paraguas y he comprado uno por 6 euros, así y protegidos por las calles estrechas y por el paraguas, hemos vuelto a la Alameda para echar la rosa en una inmensidad aún más profunda que antes. He sentido que mis muertos recibían la rosa con agrado. De la Alameda al  Mentidero unos minutos a pie y otros tantos para llegar a mi apartamento, en la calle Ceballos. Me eché una buena siesta, trabajé mi novela, seguían los trombos de agua, rayos y truenos, a intervalos y entonces los gaditanos salen, tan frescos. No me he ocupado de hacer compras; realmente no hace falta, cené una tapa de puntas de calamares y un fino: tres euros y algo. Tengo pequeñas tiendas de las de toda la vida que abren domingos y festivos y cuyos precios y calidades son lo suficientemente aceptables como para no tener que pisar los supermercados.
No me puedo creer que tal paraíso sea la ciudad reputada por la alta tasa de paro. No es un diamante en bruto, porque las cualidades a las que he aludido denotan exquisiteces pero hay algo que sobra y como te he indicado, el Ayuntamiento ha aceptado mi propuesta de voluntariado y me ha anunciado que me convocará en breve para una entrevista. Me gustaría participar en una movida para que estas joyas de ciudad y ciudadanos den los frutos que merecen, que se traducen en el pleno empleo  y en desparasitar.